La primera de las cabezas representa a un joven varón de aspecto juvenil tocado con una corona de laurel. es de tamaño natural. Es un trabajo de calidad media con una resolución de los detalles poco ágiles. Esta hecha sobre un mármol de grano medio-grueso procedente de Estremoz. El personaje representado es un joven príncipe coronado. El peinado y la fisonomía del retratado dan pie a pensar que se estamos ante una representación de un joven de la dinastía Julio - Claudia, que al llevar corona de laurel sería firme candidato al solio imperial. Hay varias hipótesis acerca de la identidad del representado. Desde Germanicus o Britanicus, hasta los propios emperadores Claudio o Nerón. En Llerena se conserva parte de lo que parece un pedestal estatutario cuya inscripción se dedica a Claudio. Se atestiguaría así la presencia en Regina de una imagen imperial de Claudio en un contexto público.
Dicho pedestal, al igual que la cabeza retrato que nos ocupa, habrían sido elaborados por un taller local donde se empleaban materiales de modesta factura, lo que pudo significar un similar y sencillo origen.







Representa a un joven varón de rasgos ideales que se muestra velado. Es de tamaño natural o ligeramente inferior. Esta cabeza estaba trabajada aparte y se unía al cuerpo estatutario a través de un apéndice globular. Está realizada en mármol blanco de grano medio procedente de la cantera del anticlinal de Estremoz. Es una pieza de calidad mediana para ser vista frontalmente. Sus carácterísticas y tipología han llevado a los arqueólogos ha determinar que estamos ante la imagen de un genius, divinidad protectora que además aparece citada en una epigrafía local, con la mención al genio oppidi en un pedestal de granito. Las dimensiones de dicho pedestal podrían encajar conlas dimensiones de la estatua. La iconografía del genius no es ni mucho menos homogénea, aunque generalmente adopta la forma de joven varón de rasgos hermosos e idealizados. Puede ir representado con el torso desnudo, de manera heroizada o con toga. El gebius de Regina, presenta características similares al encontrado en Mérida, llevaba toga y respondía al modelo de genius capite velato, muy usual en los ambientes vinculados al culto imperial. Sería una obra de un taller local inspirada en modelos de Roma llegados a Hispania. Se podría datar en la segunda mitad del siglo I d.C






De la cabeza de Trajano sólo se conserva la parte delantera del rostro. Dada sus dimensiones es probable que fuera trabaja al margen del cuerpo y que posteriormente se encajara con éste. El origen del material no ha podido ser determinado aunque podría haber sido de un mármol procedente de una cantera romana en Almaden de la Plata o bien importado de Asia Menor. Los rasgos faciales y el peinado denotan claramente que se está ante una representación de Trajano que ocuparía un lugar importante en el foro de Regina y que iría acompañada por una placa marmórea con la inscripción oficial de la que se han recuperado algunos fragmentos. Todo hace indicar que fue reelaborado a partir de un retrato imperial anterior, quizás de Domiciano. El Trajano de Regina seguiría el estilo del retrato Optimus Princeps.








En la campaña de 2010 también se localizó una pieza de bronce macizo decorada con una cabeza de bóvido, representada de frente. A pesar de que los detalles anatómicos están indicados no resulta fácil determinar si representa a un toro o a un buey de cuernos cortos, orejas con incisiones al interior marcando el pelo, melena en la testuz, ojos con el iris inciso y párpados bien definidos, morros con orificios nasales y boca, así como amplia papada con numerosos pliegues colgando. No ha sido posible identificar el objeto del que forma parte ni su utilidad aunque posiblemente se trate de un aplique de puerta, manilla, pomo o tirador, que estaría embutido en la madera o algún tipo de aplique decorativo de mobiliario. El hecho de que fuera encontrado en el interior de un pozo localizado en la zona del foro romano donde se sitúan algunos edificios de culto, puede aportar alguna luz a su interpretación. Esta no sería la misma según se identifique como un toro, principio masculino de la naturaleza, fuerza procreadora por antonomasia, cuyo poder genésico se asocia a las fuerzas fertilizantes del sol, la lluvia, la tormenta, el trueno y el relámpago, representado por su bramido, o como un buey -toro castrado después de la pubertad- al que se priva de su atributo más poderoso, perdiendo su primitivo carácter de dios de la fertilidad. Dedicado al engorde, simboliza la mansedumbre, la capacidad de trabajo como animal de tiro y carga, y su disposición para el sacrificio. Fue pieza del mes en el Museo Arqueológico de Badajoz.




Fue encontrada en el yacimiento durante la campaña llevada a cabo en el año 1981, durante el desescombro de la ermita de San Pedro de Villacorza. La figura es una versión en bronce de la Athenea Partenos y mide 0,13 m. Era un tipo de representación bastante común en el Imperio y su origen hay que buscarlo en época helenística. La Minerva de Regina responde a un tipo muy frecuente. El peinado que presenta y los rasgos como el casco o la vestimenta han servido para determinar que su cronología sería en torno a la primera mitad del siglo II.
Tras muchos años en el Museo Arqueológico de Badajoz, la Minerva de regina puede contemplarse desde 2013 en el Centro de recepción de visitantes del yacimiento de Regina en Casas de reina.


En el mismo lugar entre los escombros de la ermita apareció también la estatuilla de bronce de la diosa Venus. Mide 0,12 m y aparece mutilada en el brazo izquierdo y su pierna derecha. La diosa está representada desnuda y pese a sus pequeñas dimensiones, son perceptibles muchos detalles como las pupilas, que pudieron estar rellenas de algún otro material, la nariz, y los labios con la boca entreabierta. El rostro denota también mucha expresividad y sus cabellos fueron también trabajados de forma minuciosa. Por sus características la Venus de Regina se podría encuadrar en época del emperador Adriano. También se conserva en el Centro de Recepción de visitantes de Casas de Reina.



En excepcional estado de conservación también se halló una lucerna de bronce en forma de paloma. El cuerpo del animal fue concebido en actitud de reposo, hierática y frontal. la cabeza responde a un esquema sencillo con pequeñas incisiones en torno al craneo indicando plumaje, ojos marcados y pico largo. Sobre las alas se sitúa un orificio para rellenar el depósito que tandría una pequeña tapa. Las patas actúan de proporcionándoles estabilidad a la pieza. la lucerna reginense se constituye en ejemplo dentro del tipo abstracto de la concepción del animal. La paloma tenía un alto nivel simbólico en el culto cristiano por lo que la pieza puede ser datada en la segunda mitad del siglo IV, si se tiene en cuenta el contexto arqueológico en el que se encontró.


Fue calificada por el arqueólogo portugués Luis Felipe Nobre da Silva, como el hallazgo más importante de la campaña de excavaciones del año 2010 en Regina. Encontrada en el area del foro, posee un gran valor científico e histórico, dado el escaso número que hay de este tipo de piezas en la Península Ibérica, ya que las existentes, pertenecen mayoritariamente a colecciones privadas. En la inscripción se puede leer la dedicación al genio de la ciudad de Regina.
Dicha información escrita supone un “gran valor histórico”, porque aporta muchos datos para el yacimiento de Regina Turdulorum.
Esta placa de bronce fue pieza del mes en el Museo Arqueológico de Badajoz, en mayo del año 2011.



Pieza de aplique que representa a un toro en reposo. la figura está concebida dentro de un gran esquematismo. La cabeza se compone de un hocico tubular. Dos gruesas incisiones marcan los ojos y tanto orejas como cuernos se conservan completos. Las patas van soldadas por parejas. Las delanteras poseen restos de un aplique a un pedestal o a otra pieza de bronce. La figura del toro también es muy frecuente en piezas de aplique y en muy distintas variantes. Es mucho más imperfecto que el bóvido encontrado en 2010 en la zona del foro.


  
  Inicio El teatro La ciudad La dama de Regina Festival de teatro
  ¿Cómo llegar? Excavaciones Orígenes El hallazgo El Pedrosillo
  Centro de interpretación Cavea Entramado urbano Hipótesis reconstructiva Epigrafía reginense
  BIC Frente escénico El foro / la calzada Tesoros de Regina La Regina dispersa
  Casas de Reina Orchestra Excavaciones   SPQREG